h200106rocketbk_485_2
No piensen mal, cuando hablamos de propulsión nos referimos a un cohete instalado en la parte trasera de la bicicleta, para ser más exactos detras del sillín.
Este utilitario sistema de propulsión pesa unos 16 kilos, pero es capaz de darnos un empuje de unos 90 kilos, con lo que podemos pasar de 0 a 100 km/h en tan solo 5,5 segundos.Ya puede temblar Lance Armstrong, bueno ya no que se ha retirado, pues que tiemble el germano Jan Ullrich.

Vía genciencia y Popular science.

Popularity: 5% [?]

You Should Also Check Out This Post:

More Active Posts: